La Cobaya

(Primera parte)

La Cobaya o conejillo de indias es una mascota excelente, generalmente muy cariñosa, que es fácil de cuidar y además como se ha adaptado muy bien a la domesticación aprende a obedecer algunas órdenes. Si bien este amigo procede de Sudamérica, no presenta ningún tipo de problemas en su adaptación en Europa, y cada vez más ejemplares de ellos se comercializan en las tiendas de mascotas, podemos encontrar cobayas de diversos colores, desde el negro y el marrón hasta el blanco o incluso el tricolor, su pelo puede variar también pues existen conejillos de Indias de pelo corto, semilargo y con remolinos, y también con el pelo largo.

Si lo comparamos con algunos de sus parientes roedores como es el caso del hámster, sus hábitos alimenticios son distintos ya que estos se alimentan sin problemas durante el día y además suele tener mucha longevidad lo que hace, de el un compañero entrañable para casi toda la vida. Otra característica de esta especie  bastante singular se debe a que se reproduce en menor cantidad que lo que comúnmente lo hacen los roedores, lo que es bastante importante si decidimos tener una pareja.

Respecto de su carácter podemos decir que son bastante tranquilas, nada de violentas, les gustan que las tomen y las acaricien, pueden deambular por la casa sin mayores consecuencia pero si una vez domesticadas, debes tener cuidado, de pisarlas o de dejarlas en un espacio, con muchos escondrijos, que pueden hacer que se te pierdan con alguna facilidad, no obstante también puedes acostumbrarlas a que te sigan o acudan a ti cuando la llames.

Si te decides por una lo más importante será la casa de mi nuevo amigo, al igual que todas nuestras mascotas deberán disfrutar de un espacio amplio para desarrollarse y campar a sus anchas sin sentirse presionada por las rejas, debemos pensar que ella estará gran parte del día cuando tu no estés en casa en su sitio, por lo que además deberá poder jugar, tienes que   proporcionarle ciertos complementos como ruedas, escaleras, rampas etc., si no cuenta con ello, se podría producir un estrés, que no la ayudara por el contrario influirá mucho en su comportamiento. Nunca debes olvidar que el ejercicio es lo más importante para que cualquier mascota se desarrolle de la  mejor manera, ejercitar sus músculos le permite tener una salud de hierro, además del cariño que le debes dar diariamente.

El suelo o piso de su jaula, debe ser de un material liso, fácil de sacar y limpiar evitando que tengas huecos que puedan dañar sus patas, especialmente si se les engancha alguna, por otro lado con material absorbente tendrás que construirle o comprarle su cama para que pueda descansar ahí diariamente. Su alimentación consiste fundamentalmente en base a semillas y frutas no obstante hoy en día gracias a la investigación nutricional existente se han desarrollado comidas y dietas especialmente creadas para cualquier tipo de especie animal. Los cobayas, animales herbívoros, no son una excepción, ya que podemos encontrar en tiendas de mascotas diferentes preparados alimenticios que le ayudan a una buena nutrición y además de aspecto y sabor atrayentes, esta se la colocaras en un recipiente de acero inoxidable, fácil de lavar y que reúne las características de higiene deseadas y podrás combinar estos productos secos, como semillas y pienso, con fruta y verdura que trocearemos para que a nuestro amigo le sea más fácil de digerir. Al igual que cualquier alimento estos productos deberán estar siempre frescos, lavados y secados para eliminar cualquier producto químico y se los suministraras en su jaula o casa por el día.

Para finalizar, no puedes privar a nuestro amigo de alguna golosina de vez en cuando y para ellos unas pipas sin sal de girasol, cumplen muy bien ese objetivo, además que el hecho de pelar estas semillas lo entretiene , otro buen complemento alimenticio es el heno o la alfalfa que el  usará para fabricar su cama y también para comer, un detalle importante que no deberas jamás pasar por alto es  un bebedero con agua fresca que intenta cambiar por lo menos dos veces al día, eso sí, que para evitar que lo estropee con sus dientes de roedor, tiene este que estar colocado de tal manera donde pueda tener acceso a beber pero no a transformar el objeto en un juego ya que además de volcarlo, lo romperá, existen unos tiestos de acero inoxidable que se colocan dentro de un orificio recubierto con un material duro que no pueden roer y que son ideales para ello, recuerda que su habitad deberá colocarse en un lugar de nuestra casa a resguardo de la luz directa del sol, y de cualquier otra mascota que le pueda ocasionar algún daño.

Tener una Cobaya, es un lindo nuevo amigo, que si bien no requiere de tantos cuidados como otros, igual se sentirá feliz y a gusto si te preocupas por él, tu afecto, el respetarlos y darles un lugar digno y lo suficientemente grande de acuerdo a su tamaño para poder desarrollarse siempre te lo agradecerá y compartirá contigo lindos momentos, y nunca te olvides de ellos, ni los dejes abandonados.

(seguir leyendo)