La estrecha comunicación entre los animales y la naturaleza

Algunas mascotas demuestran que pueden predecir catástrofes naturales

 

Al parecer nuestro queridísimo planeta Tierra nos está jugando una mala pasada. Si bien cada cierto tiempo teníamos que lamentarnos por alguna desgracia ocurrida en algún punto del planeta, afectando a muchos seres vivos, no es menos cierto que la periodicidad de los mismos ha aumentado considerablemente.

Hace muy poco las malas noticias inundaron el planeta, mostrándonos el desastre ocurrido con el terremoto que azotó Haití. Teniendo ese recuerdo aún vivo y latente ahora sucede algo también terrible en Chile, seguido de otros sismos de gran magnitud en Taiwán, Sumatra y Turquía. Inviernos muy crudos en Europa, bajas temperaturas en Florida (EEUU)... Lugares privilegiados por su excelente clima, slogan de muchas ofertas turísticas como 'la Costa del Sol', 'la ciudad de la eternal primavera', etc., han visto como en pocos años sus templadas temperaturas ya no lo son tanto.
Conjeturas al respecto existen muchas, calentamiento global, desplazamiento del eje de la tierra, sobreexplotación de los recursos naturales, abuso de perforaciones mineras en muchas zonas del planeta en busca de yacimientos minerales, etc... Sin encontrar aún la respuesta.

Lamentablemente estos desastres vienen siempre acompañados de tragedias sucedidas a muchas personas que habitan el planeta y no es menos cierto que nuestras mascotas sufren lo mismo. Gatitos y perritos que sin más pierden a sus amos, quedan sueltos por ahí, presa del pánico, y como ya están tan acostumbrados a vivir bajo nuestro refugio son incapaces en muchos casos de obtener su sustento vital y terminan solos falleciendo en un rincón bajo los escombros.

Sé que existen muchas instituciones que cada día se preocupan de ir en su ayuda, pero también es cierto que frente a la magnitud de las desgracias son los últimos en recibirlas pues la escala de prioridades es muchas veces otra. No obstante, me causa admiración y sorpresa cómo frente a estos desastres pueden la gran mayoría de ellos prevenirnos y son pocas las veces que nos detenemos a escuchar o interpretar sus mensajes. En el Sudeste Asiático, en el año 2004, se produjo un fuerte tsunami y los elefantes, antes de que este se produjese, corrieron hacia las montañas, inclusive algunos tiraron fuertemente de las cadenas que los sujetaban o rompieron las cercas de los lugares donde se encontraban, provocando un estruendo en el lugar al ver sus habitantes a estos grandes mamíferos huyendo despavoridos hacia los cerros. Muchos perros y gatos emiten fuertes ladridos y maullidos minutos antes de que se produzca un sismo e inclusive los habitantes de una barriada en la ciudad de Chillan en Chile están impresionados con un faisán que pasó a ser un personaje conocido para todos pues minutos antes de producirse una réplica del terremoto este plumífero amigo empiezó a aletear y cantar, cosa que no hacia nunca y coincidió con los fenómenos. Tanto es así que la dueña de este amigo, al que bautizó con el nombre de 'Terremotito', lalertó con una campana a sus vecinos en cuanto recibió la alerta de su mascota.

Es bien sabido que los animales pueden comunicarse de mejor manera con la naturaleza que nosotros los humanos, al parecer el solo hecho de construir ciudades y poblados, de hacer grandes urbes de cemento, separarnos y aislarnos de la naturaleza que nos rodea hizo que nuestros sentidos no fueran tan agudos como solían serlo para nuestros antepasados. Existen aún tribus en algunos lugares del planeta que viven en permanente contacto con la naturaleza y pueden predecir las inclemencias del tiempo; no con la misma efectividad que los animales, pero sí de mejor manera que el hombre que vive en la ciudad.

Es por ello y a fin de ayudar a prevenir y alertar a la población frente a estos desastres de la naturaleza, que yo creo que los científicos deberían ahondar aún más en conocer e investigar el porqué de esas percepciones que poseen los animales, pues puede estar ahí la respuesta a qué instrumentos deberían intentar construir para obtener una poderosa herramienta capaz de prevenir y alertar a la población evitando de esa manera la perdida de tantas vidas frente a cada desastre que nos presenta la naturaleza cada vez con más frecuencia.